Peter Manjarrez perdió demanda instaurada por un ex corista.

La justicia le dio la razón a Italo Rafael Todaro, un excorista del reconocido intérprete de música vallenata, Peter Manjarrés, quien instauró una demanda en contra del cantante alegando que este no le reconoció sus derechos laborales durante el tiempo en el trabajaron juntos. El caso fue discutido y revisado por varias instancias judiciales hasta que, finalmente, la Sala de Casación Civil de la Corte Suprema de Justicia tomó la última decisión a favor del corista.

El lío jurídico inició cuando el corista demandó a Peter Manjarrés y a su compañía musical pidiendo que se declarara la existencia de un contrato laboral, con vigencia entre agosto de 2003 y diciembre de 2008 – tiempo en el que trabajó para el cantante –, y que le pagaran las prestaciones laborales devengadas durante ese periodo. Como en casos anteriores, había tenido por años órdenes de prestación de servicios.

El caso inició su curso en el Juzgado Tercero Laboral del Circuito de Valledupar que, el 21 de septiembre de 2012, concluyó que el corista no tenía la razón. Siete meses más tarde, esa decisión fue ratificada por el Tribunal de Santa Marta. Al no resultar favorecido en estas dos instancias, Todaro llevó el caso hasta la Sala de Casación Laboral de la Corte Suprema. Pasaron siete años y, en enero de este año, la Sala decidió condenar a Manjarrés ordenándole el pago los derechos laborales que devengó el corista por los servicios prestados, durante el tiempo en el que trabajó para él.

la Sala de Casación Civil de la Corte Suprema de Justicia confirmó la sentencia condenatoria contra Manjarrés y, así, le concedió a la razón al corista Italo Rafael Todaro, a quien el reconocido cantante deberá pagarle todas las prestaciones laborales que devengó durante el tiempo en el que compartieron escenario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X